Tiene México déficit en calidad y cantidad de vivienda: BID

deficit-vivienda

México tiene un déficit de calidad y cantidad de vivienda (déficit total) de 35 por ciento, el cuarto más alto en América Latina, según un estudio del Banco Interamericano de Desarrollo.

El documento “Varios caminos hacia una vivienda”, publicado en junio, precisa que en el País 70 por ciento de las familias mexicanas es propietario del espacio que habita, pero una alta proporción no tienen la calidad adecuada.

Según el Inegi, 43.1 por ciento de las 39 millones 200 mil viviendas que hay en el País requieren de alguna ampliación o mejoramiento, es decir, 15 millones 300 mil unidades.

El estudio del BID estima que en 2015 el déficit de vivienda adecuada en la región podría crecer 10 por ciento y que cerrar la brecha requiere de 310 mil millones de dólares en inversiones, en donde podría participar el sector privado.

La población de bajos ingresos de la región representa una oportunidad importante de negocios, pues buscan mejorar sus hogares.

América Latina y el Caribe es el segundo mayor mercado del mundo, sólo después de Asia, con inversiones anuales de casi 56 mil 700 millones de dólares.

En el caso de México, el mercado de vivienda de la población de bajos recursos urbana alcanza los 16 mil millones de dólares anuales, mientras que en Colombia y Brasil llegan a 8 mil millones de dólares cada uno.

Sin embargo, uno de los grandes problemas de la región es que un alto porcentaje de la población objetivo trabaja en la informalidad. Para México, esta cifra representa 60 por ciento de los habitantes urbanos.

“Los gobiernos tienen un papel importante que desempeñar para construir un sector de vivienda más sólido, pero son las familias y el sector privado quienes deben ser los principales protagonistas en el mejoramiento de las condiciones de vivienda, en un marco normativo y de políticas públicas adecuado”, explica en el documento el presidente del BID, Luis Alberto Moreno.

El Consejero Nacional de Vivienda en Coparmex, Federico Sobrino, destacó que los programas deben atacar la baja calidad de la vivienda, y no sólo la cantidad.

“El arrendamiento es una solución viable, incluso que mucha gente precisamente de la base de la pirámide no cuenta con las facilidades de acceder a un crédito, pero que sí podría pagar una renta”, afirmó.

El director del departamento de economía del Tecnológico de Monterrey Campus Santa Fe, Miguel Ángel Corro Manrrique, comentó que combatir este déficit implica la generación de empleos bien remunerados.

“Hay un problema estructural que no puede resolver el Gobierno así de manera directa, sino que tiene que ver con el funcionamiento de nuestra economía”, dijo.

Fuente | ElDiario.mx

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *