Premian a Lizalde en España

El poeta mexicano Eduardo Lizalde recibió este jueves, en el Auditorio Manuel de Falla de Granada, el Premio de Internacional de Poesía Federico García Lorca.

Ante los príncipes de Asturias, quienes presidieron el acto de premiación, Lizalde pronunció unas palabras de elogio al poeta y productor de arte y literatura que fue García Lorca, un autor, precisó, que tiene una obra enorme, toda innovadora y genial.

“Federico García Lorca fue un personaje milagroso y dotado de un talento indiscutible, rodeado de una generación brillante como la que lo acompañó, y que con todo y que murió tan joven, dejó una obra imponente”, afirmó.

Lizalde inició su discurso con la lectura de un poema de su obra Otros tigres y continuó relatando su admiración por quien fue, indicó, el ángel de toda una generación, la del 27.

Por su parte, don Felipe de Borbón, quien entregó el premio dotado con 30 mil euros, destacó la trayectoria y amplitud de registros del galardonado, quien aúna, dijo, una perfecta conjunción entre sabiduría y potencia lírica.

“En él (Lizalde) se diluyen las fronteras entre los clásico y lo coloquial; de ahí que sea considerado por muchos un poeta heterodoxo”, expresó don Felipe, quien tuvo unas palabras para recordar la figura de José Emilio Pacheco, también galardonado con este premio.

“Magistral escritor que como el premiado en esta décima edición nos regaló su obra con el bello acento de su patria mexicana”, dijo.

Entrevistado momentos antes de recibir el premio, Lizalde comentó respecto a las terribles circunstancias del prematuro deceso de García Lorca, a lo que calificó como injusto.

“Tuvo que ver con los rencores de la tragedia española que se desató a partir de la guerra de 1936, fue una muerte injusta, porque Lorca no fue un militante con las armas en la mano, sino un liberal y una figura de una generosidad y grandeza extraordinarias, y murió víctima de una violencia injustificada”, comentó.

Lizalde apuntó que García Lorca fue una víctima de una situación de violencia que no provocó.

En ese sentido, aclaró que la sangre que hoy baña algunos campos mexicanos es distinta, aunque las revueltas mexicanas sí nos dejaron muchísimo dolor.

Por último, Lizalde destacó sentirse en Granada muy a gusto, ya que conoce de memoria este territorio y esta cultura de la que procede la nuestra, y de la que somos parte.

“Somos parte de la cultura y la mentalidad españolas, y sigo siendo lector y admirador de la luminosa saga que es la literatura del mundo español, como la de Federico García Lorca”, concluyó.

Fuente | reforma.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *