Polanco recupera plusvalía gracias a parquímetros

Tras siete años de una constante demanda, los vecinos de Polanco lograron que en enero pasado el Gobierno del Distrito Federal iniciara la instalación de parquímetros en la zona. Con los cual, al primer semestre del año el mercado residencial ha elevado su plusvalía entre 3 y 4%, comentó Baloys Tiburcio, director de consultoría para América Latina de la Consultora TINSA.

Hasta el año pasado, la falta de espacios y la intensa carga vehicular provocó la saturación de las calles y complicó el poder encontrar un lugar para estacionarse, coyuntura que aprovecharon las micro mafias de “franeleros”, “viene viene” o “aparta lugares” para apoderarse de la zona y “ofrecer” lugares, incluso en entradas de las casas, al mejor postor entre $40 y $80 pesos el día, un negocio calculado en $1’500,000 pesos mensuales.

Eran muchas las calles y avenidas llenas de cajas, piedras y botellas que dañaron la imagen de las cinco secciones que conforman Polanco, que comprende desde Ejército Nacional hasta las calles de Ghandi y Campos Elíseos, frente a Paseo de la Reforma, que al obstruir la vialidad incidió en una disminución de los niveles de plusvalía.

Jorge de León, gerente comercial de Central, empresa que administra 13 estacionamientos en Polanco, señala que antes de la colocación de los parquímetros había un déficit de estacionamiento de entre 30 y 40%, lo que provocó una saturación en comercios con áreas para sus clientes que llegó a representar hasta 20% del ingreso del inmueble.

Primeros pasos hacia la salvación

Albert Antedi, líder de la Asociación Vivo Polanco, reconoció el beneficio que trajeron los parquímetros para los habitantes de la zona. Señaló que es un buen inicio para lograr una mejor calidad de vida y rescatar Polanco. “Ya no hay problema para estacionarse, salvo en zonas comerciales como Polanquito y Parque de los Espejos”, dijo.

Sin embargo, señaló que hace falta que se integre un concepto de movilidad total. “Los parquímetros son un parche, faltan estacionamientos subterráneos y transporte articulado y eficiente”, puntualizó.

Mejora la imagen

De León destacó que desde que operan los parquímetros en Polanco mejoró la imagen de la zona y coincide con TINSA en el incremento de plusvalía residencial.

“La circulación estancada que duraba horas, comenzó a fluir porque hay limitantes en el tiempo de estancia en cada lugar, además de que ahora el espacio disponible es para la gente que va de compras, consuma servicios o visite una empresa” expuso De León.

Al mismo tiempo, Polanco recobró su atractivo para los inversionistas que deciden instalar una oficina o comercio en la zona, luego de que según la Consultora Tinsa los locales habían perdido hasta 10% de plusvalía. Ahora los propietarios no ocultan su satisfacción por esta situación.

“Para un inmobiliario que tiene oficinas en renta, la diferencia (de poder estacionarse) era hasta del 100%”, dijo De León.

Respecto de las casas habitación, sobre todo las que están cerca de los centros comerciales, cambiaron su dinámica por completo, pues las banquetas con parquímetros siempre tienen un lugar disponible y si no cuentan con cochera tienen dos tarjetones, en un esquema para no perjudicar a los residentes de la zona.

Oferta de casas y departamentos en Polanco.

¿Qué colonias siguen?

Colonias como la Condesa, Roma, Narvarte, Del Valle, Nápoles, Coyoacán, San Ángel podrían tener parquímetros en el mediano plazo, pero siempre tomando en cuenta a los residentes; sin embargo, “lo más urgente es colocarlos en Lomas Virreyes donde cada día es más complicado estacionarse”, dice Bernardo Baranda Sepúlveda, director para Latinoamérica del Instituto de Políticas para el Transporte y el Desarrollo.

Los parquímetros comenzaron en las colonias Juárez y Cuauhtémoc hace 15 años colocando una unidad por espacio para estacionarse. Ahora Polanco es conocida como zona ‘ecoParq’ con 300 unidades multiespacio, que la han transformado en una zona ‘controlada’.

Esto traerá consigo inversión en espacio público, iluminación y seguridad, además de que el 30% de lo que se recauda se queda en la zona para mejoras de infraestructura y vialidades, según explicó Baranda Sepúlveda. De hecho está en proyecto la licitación de cinco estacionamientos subterráneos.

El costo por estacionarte 15 minutos en una zona ecoParq es de $2 pesos y si necesitas factura, llevas tus boletos de estacionamiento y tu RFC a la oficina de atención a usuarios, ubicada en Insurgentes Centro 149, piso 1, durante el mes de consumo. Para más información visita la página web: http://www.ecoparq.com.mx

Si eres residente de zona ecoParq, puedes solicitar un permiso para estacionarte sin pagar la tarifa correspondiente, siempre y cuando cumplas con los requisitos marcados en el Reglamento para el Control de Estacionamientos en las Vías Públicas del DF.

¿Y tu estás a favor o en contra de los parquímetros?

 

Fuente | Metros Cúbicos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *